Adaptación de los derechos reales

Portugal
Contenido facilitado por
European Judicial Network
Red Judicial Europea (en materia civil y mercantil)

1 ¿Cuáles son los derechos reales que podrían surgir de una sucesión con arreglo al Derecho de este Estado miembro?

OBSERVACIÓN PRELIMINAR

En primer lugar, cabe señalar que los derechos reales pueden ser derechos de uso (direitos reais de gozo) o derechos de garantía (direitos reais de garantia).

En segundo lugar, además de los derechos reales sobre bienes materiales, una parte de la doctrina defiende la existencia de derechos reales sobre bienes inmateriales.

Por último, en Portugal, la ley consagra el principio de numerus clausus o la naturaleza exhaustiva de los derechos reales [artículo 1306 del Código Civil (Código Civil)].

DERECHOS QUE PUEDEN ADQUIRIRSE POR SUCESIÓN

Los derechos que no se extinguen con el fallecimiento de su titular pueden adquirirse por sucesión.

El artículo 2025 del Código Civil portugués (Código Civil) dispone lo siguiente respecto de los derechos que pueden adquirirse por sucesión:

«1- Las relaciones jurídicas que se extinguen con el fallecimiento de su titular, por su propia naturaleza o de pleno derecho no pueden adquirirse por sucesión.

2- Los derechos renunciables también pueden extinguirse con el fallecimiento de su titular, si este así lo dispone».

Por ejemplo, el usufructo y el derecho de uso y habitación son derechos reales que se extinguen de pleno derecho con el fallecimiento de su titular (artículo 1476, apartado 1, letra a, y artículo 1485 del Código Civil).

La versión actual del Código Civil puede consultarse en portugués en el siguiente enlace:

http://www.pgdlisboa.pt/leis/lei_mostra_articulado.php?nid=775&tabela=leis&so_miolo=&

A excepción del usufructo, el derecho de uso y de habitación, los derechos reales previstos en cualquiera de los supuestos del artículo 2025 del Código Civil y otros derechos especialmente previstos en otras normas, por lo general, todos los demás derechos reales pueden adquirirse por sucesión.

Existen limitaciones al ejercicio de algunos derechos, como los derechos reales sobre armas declaradas, que solo pueden adquirirse por sucesión en las condiciones previstas por el artículo 37 del marco jurídico aplicable a las armas y municiones (Régimen Jurídico do das armas e munições), que dispone lo siguiente:

«1- La adquisición por sucesión hereditaria de un arma declarada solo es posible con la autorización del director nacional de la policía (polícia de segurança publica o PSP).

2. A los efectos del apartado anterior, la existencia de las armas debe declararse a la PSP en el plazo de noventa días desde el fallecimiento del propietario anterior o del descubrimiento de las armas por quien las tenga en su poder.

3- El director nacional de la PSP puede autorizar la inscripción del arma a nombre del administrador de la herencia hasta que se efectúe la partición de la herencia, en cuyo caso es obligatorio dejar el arma bajo custodia de la PSP.

4- Si el administrador de la herencia o uno de los herederos cumplen las condiciones legales para portar armas, puede solicitarse la inscripción del arma a su nombre, siempre que esta permanezca bajo su custodia.

5- A petición del administrador de la herencia, el arma puede transferirse a una persona que cumpla las condiciones para portar armas, que debe ser elegida por el interesado, o la PSP puede vender el arma en subasta e incorporar el producto de la venta a la masa hereditaria, tras el pago de los gastos correspondientes.

6- Tras la partición de la herencia, el arma será entregada a su heredero, siempre que este cumpla las condiciones legales para portar armas.

7- Si, pasados diez años, nadie reclama la propiedad del arma, esta será confiscada por el Estado».

El marco jurídico aplicable a las armas y municiones, aprobado por la Ley n.o 5/2006, de 23 de febrero de 2006, puede consultarse en portugués.

DERECHOS REALES DE USO

La ley prevé los siguientes derechos reales de uso [artículos 1302 a 1575 del Código Civil y el régimen jurídico de tiempo compartido (Regime Jurídico da Habitação Periódica)]:

  • el derecho de propiedad (direito de propriedade)
  • la copropiedad (compropriedade)
  • la propiedad horizontal (propriedade horizontal)
  • el usufructo (usufruto)
  • el derecho real de uso y habitación (direito real de uso e habitação)
  • los derechos reales de tiempo compartido (direito real de habitação periódica)
  • el derecho de superficies (direito de superficie)
  • las servidumbres (servidões prediais).

El régimen jurídico de tiempo compartido fue aprobado por el Decreto-ley n.o 275/93, de 5 de agosto de 1993, que puede consultarse en portugués.

DERECHOS REALES DE GARANTÍA

El Código Civil prevé los siguientes derechos reales de garantía:

  • la cesión de rentas (Consignação de rendimentos) – artículo 656
  • la prenda (Penhor) – artículo 666
  • la hipoteca (Hipoteca) – artículo 686
  • los privilegios inmobiliarios (Privilégios imobiliários) – artículos 743 y 744
  • los derechos de retención (Direito de retenção) – artículos 754 y 755.

DERECHOS REALES SOBRE BIENES MATERIALES

El artículo 1302 del Código Civil dispone que solo los bienes muebles e inmuebles materiales (incluida el agua) pueden ser objetos del derecho de propiedad previsto por el Código.

DERECHOS REALES SOBRE BIENES INMATERIALES

El artículo 1303 del Código Civil se refiere a la propiedad intelectual, que, a su vez, se rige por el Código de la Propiedad Industrial (Código da Propriedade Industrial). Una parte de la doctrina dispone que la propiedad intelectual es un concepto que incluye los derechos de autor y derechos afines y la propiedad industrial. En Derecho portugués, se emplean las dos denominaciones: propiedad intelectual (en el Código Civil) y propiedad industrial (en el Código de la Propiedad Industrial).

Con arreglo al artículo 1 del Código de la Propiedad Industrial, la pesca, la agricultura, la explotación forestal, la explotación ganadera, las industrias extractivas y la industria y el comercio en sentido estricto, así como todos los productos y servicios naturales o manufacturados entran dentro del ámbito de la propiedad industrial.

La doctrina no es unánime sobre si la legislación nacional reconoce el derecho de propiedad y otros derechos reales sobre bienes inmateriales, como la propiedad de establecimientos comerciales o la propiedad intelectual. Esta cuestión está sujeta a la interpretación de los órganos jurisdiccionales.

El Código de la Propiedad Industrial regula los derechos de patente, modelos de utilidad, productos semiconductores, diseños, marcas comerciales, recompensas, logotipos, denominaciones de origen e indicaciones geográficas, así como su modificación y transferencia.

Los derechos de patentes y modelos de utilidad, así como la inscripción de la topografía de productos semiconductores, diseños, marcas comerciales y otros signos comerciales distintivos pueden darse en prenda (artículo 6 del Código de la Propiedad Industrial).

La versión actualizada del Código de la Propiedad Industrial puede consultarse en portugués.

En lo que respecta a las sociedades mercantiles, la adquisición por sucesión de derechos sobre participaciones o acciones tras el fallecimiento de un socio, así como los requisitos aplicables, se rigen por el Código Mercantil (Código das Sociedades Comerciais), a saber,:

  • el artículo 184, que rige la sucesión en caso de fallecimiento de un miembro de una sociedad colectiva;
  • los artículos 198, 225 y 252, que rigen la sucesión en caso de fallecimiento de un miembro de una sociedad limitada;
  • los artículos 469 y 475, que rigen la sucesión en caso de fallecimiento del socio de una sociedad comanditaria simple.

La versión actualizada del Código Mercantil puede consultarse en portugués.

2 ¿Están esos derechos reales inscritos en un registro de derechos sobre bienes inmuebles o muebles? En tal caso, ¿es esa inscripción obligatoria? ¿En qué registro o registros están inscritos y cuáles son el procedimiento y los requisitos para la inscripción?

Sí, por regla general, estos derechos se inscriben en un registro de la forma que se indica a continuación.

OFICINAS DEL REGISTRO DE LA PROPIEDAD

En las oficinas del Registro de la Propiedad (Conservatórias Registo Predial), se registran los actos relativos a la situación jurídica de los bienes inmuebles, incluidos los siguientes derechos reales [artículos 1 y 2 del Código de Registro de la Propiedad (Código de Registo Predial)]:

  • los actos jurídicos relacionados con el establecimiento, el reconocimiento, la adquisición o la modificación de derechos de propiedad, usufructo, uso y habitación, superficie y servidumbre;
  • los actos jurídicos relacionados con el establecimiento o la modificación de derechos sobre propiedad horizontal y tiempos compartidos;
  • los cambios en los derechos de propiedad de bienes inmuebles tras la división de terrenos, la transformación y la división de la estructura de propiedad conjunta, así como las modificaciones correspondientes;
  • la oferta de enajenación o constitución de gravámenes, los acuerdos preferenciales y las disposiciones preferenciales de testamentos, si se hicieron efectivos, así como la cesión de posiciones contractuales como resultado de estos actos;
  • la cesión de bienes a acreedores;
  • las hipotecas, la cesión y modificación de hipotecas, la cesión de la prioridad en la inscripción correspondiente y la cesión de rentas;
  • la transferencia de cuentas por cobrar garantizadas por hipotecas o la cesión de rentas, cuando la garantía que se transfiera sea de un importe considerables;
  • los arrendamientos de más de seis años, así como la transferencia y el subarriendo, salvo cuando se trate de un arrendamiento rústico;
  • la prenda de créditos garantizados por hipoteca o la cesión de rentas, así como cualquier otro acto o acuerdo en relación con dichas cuentas por cobrar;
  • cualquier otra limitación del derecho de propiedad que la ley obligue a inscribir en el registro;
  • Los actos jurídicos que suponen la extinción de derechos, cargas o gravámenes inscritos.

La inscripción de los actos citados más arriba es obligatoria, a excepción de los enumerados en el artículo 8‑A del Código del Registro de la Propiedad.

De conformidad con el artículo 687 del Código Civil, para que una hipoteca surta efecto entre las partes, debe inscribirse en el Registro de la Propiedad.

Las condiciones para la inscripción de la propiedad figuran en las disposiciones del Código de Registro de la Propiedad:

  • los derechos sobre bienes inmuebles que deben inscribirse, así como los plazos correspondientes, se rigen por los artículos 8-B, 8-C, 8-D y 9;
  • la inscripción previa, la continuidad de la inscripción, en particular, el principio de sucesión legítima y las exenciones al requisito de inscripción previa en el libro de registro de adquisición de la propiedad tras la partición de la herencia o por sucesión se rigen por los artículos 34 a 35;
  • los requisitos para solicitar la inscripción y la posibilidad de representación se rigen por los artículos 36 a 39;
  • la forma y los medios de presentación de solicitudes de inscripción, en particular, el derecho de inscripción electrónica, se rigen por los artículos 41 a 42-A;
  • los documentos que deben presentarse son los que figuran en los artículos 43 a 46.

El Código de Registro de la Propiedad puede consultarse en portugués.

Para más información sobre las solicitudes de inscripción en el Registro de la Propiedad, el Registro Mercantil y el Registro de Vehículos, como la forma en que debe enviarse la solicitud de inscripción, los requisitos y los servicios disponibles, consulte el sitio web https://www.irn.mj.pt/sections/empresas.

OFICINAS DEL REGISTRO MERCANTIL

En las oficinas del Registro Mercantil, se inscriben los actos relacionados con la condición jurídica de los empresarios individuales, las sociedades mercantiles, las sociedades civiles con objeto mercantil y los establecimientos individuales de responsabilidad limitada. También se inscriben en las Oficinas del Registro Mercantil determinados actos relacionados con la condición jurídica de las cooperativas, las empresas públicas, los grupos de empresas complementarias y las Agrupaciones Europeas de Interés Económico.

Los actos previstos en el artículo 15 del Código de Registro Mercantil (Código de Registo Comercial) deben inscribirse en las oficinas del Registro Mercantil, a saber,:

«Artículo 15 (actos sujetos a inscripción obligatoria)

1- La inscripción de los actos previstos en el artículo 3, apartados 1 y 2, letras a) a c) y e) a z), el artículo 4, el artículo 5, letras a), e) y f), los artículos 6, 7 y 8, y el artículo 10, letras c) y d), es obligatoria.

2- Salvo lo dispuesto en los apartados siguientes, la inscripción de los actos mencionados en los apartados anteriores debe solicitarse dentro de los dos meses posteriores a la fecha de su realización.

3- La inscripción de los actos mencionados en el artículo 5, letras a), e) y f), debe solicitarse dentro de los dos meses posteriores a la fecha de publicación de la resolución que establece dichos actos.

4- La solicitud de inscripción de cuentas de sociedades y establecimientos individuales con responsabilidad limitada debe solicitarse a más tardar el día 15 del séptimo mes posterior al cierre del ejercicio.

5- Las acciones, las decisiones, los procedimientos y las medidas cautelares previstas en el artículo 9 también deben inscribirse.

6- La inscripción de la medida provisional no es obligatoria si antes se solicitó la inscripción de la medida cautelar solicitada, y la inscripción de la medida cautelar no es obligatoria si antes se solicitó la inscripción de la reclamación principal.

7- La inscripción de reclamaciones y medidas provisionales en relación con la suspensión de acuerdos sociales debe solicitarse dentro de los dos meses posteriores a la fecha de la propuesta del acuerdo en cuestión.

8- La inscripción de resoluciones definitivas dictadas en las acciones y medidas mencionadas en los apartados anteriores debe solicitarse dentro de los dos meses posteriores a la fecha en que se dictó la resolución definitiva e inapelable».

Las condiciones para la inscripción de actos en el Registro Mercantil figuran en los artículos 28 a 53 del Código de Registro Mercantil.

De conformidad con el artículo 32, apartados 1 y 2, del Código de Registro Mercantil:

  • solo pueden inscribirse documentos que ofrezcan fundamentos jurídicos del acto que se desea inscribir;
  • Los documentos redactados en una lengua extranjera solo se aceptan si están traducidos, a menos que se refieran a actos que deban transcribirse en el registro, que estén redactados en inglés, francés o español, y que el funcionario competente conozca dicha lengua.

En lo relativo a las obligaciones fiscales, con arreglo al artículo 51, apartado 1, del Código de Registro Mercantil, no se inscribirán actos sujetos al pago de impuestos antes de pagarse o garantizarse el pago del impuesto correspondiente.

El Código de Registro Mercantil puede consultarse en portugués en http://www.pgdlisboa.pt/leis/lei_mostra_articulado.php?nid=506&tabela=leis

REGISTRO DE VALORES

Se consideran valores los siguientes títulos, entre otros reconocidos por la ley:

  • acciones y participaciones;
  • obligaciones;
  • capital;
  • participaciones emitidas por organismos de inversión colectiva;
  • derechos y obligaciones derivados de los valores citados en los apartados anteriores, siempre que la obligación se refiera a la totalidad de la emisión o serie de valores o se constituya en el momento de la emisión;
  • garantías independientes;
  • otros documentos que representen situaciones jurídicas homogénea, siempre que puedan transferirse en el mercado.

Los valores son registrados [artículo 52 del Código de Valores portugués (Código de Valores Mobiliário)].

La adquisición de valores, así como el establecimiento, la modificación y la extinción del usufructo, la prenda y otros gravámenes sobre valores deben inscribirse (por lo general, ante el organismo emisor o de administración) y pueden transmitirse por sucesión.

La inscripción de valores, el organismo de inscripción, las exigencias para la inscripción, los efectos de la inscripción, la transferencia y el ejercicio de los derechos y la adquisición de los derechos por sucesión varían en función de las categorías de bienes mencionadas anteriormente.

Esta cuestión se rige por el Código de Valores portugués, aprobado por el Decreto-ley n.o 486/99, de 13 de noviembre de 1999, cuya versión actualizada está disponible en portugués.

REGISTROS DE VEHÍCULOS DE MOTOR

Las cuestiones relacionadas con la situación jurídica de los vehículos de motor y los remolques se inscriben en el Registro de Vehículos de Motor (Conservatórias Registo Automóvel).

A efectos del registro, se consideran vehículos los vehículos de motor y sus remolques, los cuales deben inscribirse, con arreglo al Código de la Circulación (Código da Estrada).

El artículo 117 del Código de la Circulación especifica qué vehículos y remolques deben inscribirse en el registro. El Código de la Circulación, aprobado por el Decreto-ley n.o 114/94 de 3 de mayo de 1994, en su versión actualizada, puede consultarse en portugués en el siguiente enlace.

El artículo 5 del Código de Registro de Vehículos de Motor (Código do Registo de Automóvel) dispone lo siguiente sobre la obligatoriedad de registrar los vehículos de motor:

«Artículo 5

1- Los siguientes derechos deben registrarse:
a) el derecho de propiedad y de usufructo;
b) los pactos de reserva de dominio estipulados en contratos de compraventa de vehículos de motor;
c) las hipotecas, su modificación o cesión y la cesión de la prioridad del registro respectivo;
d) el arrendamiento financiero y la transferencia de derechos derivados;
e) el arrendamiento durante más de un año, cuando el correspondiente contrato genere la expectativa de transferencia de la propiedad;
f) la entrega del vehículo para su alquiler sin conductor;
g) la transferencia de derechos o créditos registrados y la prenda, el embargo preventivo y el embargo de créditos;
h) el embargo, el embargo preventivo, el inventario o la confiscación, la confiscación en procesos penales o cualquier otra medida o acto judicial o administrativo que afecte la libre disposición de vehículos;
i) las cargas de inalienabilidad o indisponibilidad previstas por la legislación fiscal;
j) la extinción o modificación de derechos o cargas inscritas previamente, los cambios de nombre, denominación, lugar de residencia habitual o sede social de los propietarios, usufructuarios y arrendatarios de un vehículo;
l- cualquier otro acto jurídico sujeto a la obligación legal de inscripción en un registro.
2- Los actos mencionados en las letras a) b), d), e), f) e i), y el registro del cambio de nombre, denominación, lugar de residencia habitual o sede social de los propietarios, usufructuarios o arrendatarios de un vehículo.
3- En los casos de adquisición por sucesión, el/los heredero(s) renuncia(n) al registro de su derecho de propiedad cuando transfiere(n) el vehículo».

No pueden constituirse derechos de prenda sobre vehículos – artículo 8 del Código de Registro de Vehículos de Motor.

Las condiciones para el registro de vehículos de motor figuran en el artículo 11 del Código de Registro de Vehículos de Motor:

«Artículo 11

1- No pueden realizarse, suprimirse o modificarse actos anotados en el certificado de registro sin que se presente el certificado emitido previamente.
2- Las disposiciones del apartado anterior no son aplicables en los siguientes casos: 
a) en caso de pérdida o destrucción del certificado de registro;
b) si la solicitud de registro del vehículo se realiza por Internet.
3- Si la persona que solicita el registro no es el titular del certificado de registro, el oficial del registro puede notificar al titular del certificado, con arreglo al apartado 2 del artículo anterior, sin perjuicio de que se realice el registro.
4- Si no se notifica al titular del certificado o el certificado no se envía al oficial del registro dentro del plazo establecido, este puede ordenar a cualquier autoridad policial o administrativa que aprehenda el documento».

El registro de vehículos de motor se rige por las disposiciones del Decreto-ley n.o 54/75, de 12 de diciembre de 1975.

REGISTRO NACIONAL DE AERONAVES

Las aeronaves y los equipos autónomos (de motor, rotor, hélice, etc.) deben inscribirse en el Registro Nacional de Aeronaves.

Para solicitar el registro, debe presentarse el formulario correspondiente, acompañado de la siguiente documentación:

  1. el contrato de compraventa u otro documento que acredite la venta;
  2. el certificado de eliminación de la aeronave del registro del país en el que estaba inscrita anteriormente o el certificado de ausencia de registro;
  3. el certificado de despacho aduanero en el caso de aeronaves importadas de países no pertenecientes a la Unión;
  4. dos fotografías de la aeronave, una de frente y otra de perfil, de 9x12 cm, sin bordes e impresas en colores neutros, en las que figuren la nacionalidad y las marcas de registro.

Las firmas de los documentos expedidos en otros países deben estar debidamente autenticadas por notario y legalizadas con la apostilla de La Haya, conforme a los artículos 3 y 4 del Convenio de La Haya de 5 de octubre de 1961 por el que se suprime la exigencia de legalización para los documentos públicos extranjeros, ratificado por el Decreto-ley n.o 48450 de 24 de junio de 1968, o debidamente autenticadas por notario y legalizadas por el representante diplomático o consular portugués del país en cuestión.

Los documentos expedidos por personas jurídicas en Portugal deben llevar la firma de los representantes legales reconocidos por la ley y la mención «debidamente autorizado en el ejercicio de sus facultades».

Para más información, consulte el sitio web de la Autoridad Nacional de Aviación Civil (Autoridade Nacional de Aviação Civil).

REGISTRO DE BUQUES

El registro de buques se rige por el Reglamento General de las Autoridades Portuarias (Regulamento Geral das Capitanias) – Decreto-ley n.o 265/72, de 31 de julio de 1972, en su versión actualizada.

Además, son de aplicación el Decreto-ley n.o 96/89, de 28 de marzo de 1989, por el que se crea el Registro de Buques de Madeira, y la Orden Ejecutivo Ministerial n.o 715/89, de 23 de agosto de 1989, que regula determinados aspectos del registro de buques.

En virtud de este marco jurídico:

  • Es obligatorio inscribir la propiedad de los buques nacionales, a excepción de los pertenecientes a la Marina, para que estos puedan realizar las actividades previstas en la categoría en la que se registraron.
  • Los buques mercantes también deben inscribirse en el registro mercantil, según lo que disponga la ley.
  • Los buques nacionales se inscriben en las oficinas de transporte marítimo, a excepción de las embarcaciones de recreo, que deben registrarse en los organismos que disponga la legislación vigente.
  • En el caso de las embarcaciones de nueva adquisición o de nueva construcción, es competente para el registro la oficina de transporte marítimo que figura en la autorización correspondiente.
  • En el caso de las adquisiciones o construcciones de reemplazo, es competente para el registro la oficina de transporte marítimo del lugar en el que se registró la embarcación de reemplazo.
  • Los buques construidos o adquiridos en un puerto situado en cualquier parte del territorio nacional pueden venderse o registrarse en otro puerto de la misma u otra parte del territorio, siempre que cuenten con la autorización correspondiente.
  • Las embarcaciones ligeras, ya sean botes salvavidas, barcos de pesca auxiliares y embarcaciones pequeñas de playa sin motor ni vela, como chinchorros, esquifes, botes inflables o embarcaciones de pedales, aptas para navegar en aguas de hasta 300 m de profundidad en marea baja, no necesitan registrarse, pero están sujetas a la aprobación de la autoridad marítima, que debe emitir las licencias necesarias para su funcionamiento.

Los requisitos para el registro de embarcaciones figuran en el artículo 77 del Reglamento General de las Autoridades Portuarias.

En particular, en lo que respecta al registro de buques en caso de sucesión por causa de muerte:

  • En caso de sucesión, las modificaciones de inscripciones en el registro requieren la presentación de la escritura o el acuerdo de partición de la herencia y la correspondiente resolución de ratificación, además de un documento emitido por la oficina de finanzas competente (artículo 82, apartado 2, del Reglamento General de las Autoridades Portuarias) en el que se confirme el pago, la garantía de pago o la ausencia de los impuestos de sucesión respectivos.
  • Los buques extranjeros adquiridos por sucesión o en procesos tramitados ante los órganos jurisdiccionales portugueses deben registrarse ante la oficina de transporte marítimo que indique la autoridad superior (artículo 75, apartado 3, del Reglamento General de las Autoridades Portuarias).

Registro de armas

Las armas y las municiones deben declarase y registrarse ante la PSP (Policía de la Seguridad Pública).

Es de aplicación el marco jurídico sobre armas y municiones mencionado anteriormente, y los requisitos de declaración y registro figuran en dicho marco jurídico.

La sucesión por causa de muerte se rige por las disposiciones del artículo 37 del marco jurídico sobre armas y municiones antes mencionados.

La propiedad intelectual se inscribe en el Instituto Nacional de la Propiedad Industrial (Instituto Nacional da Propriedade Industrial).

La concesión de patentes, modelos de utilidad, productos semiconductores, diseños o modelos, marcas comerciales, recompensas, logotipos, denominaciones de origen e indicaciones geográficas registrados es competencia del Instituto Nacional de la Propiedad Industrial, ante el cual deben presentarse las solicitudes correspondientes.

Los requisitos y los efectos de las solicitudes de concesión o registro de las categorías de derechos mencionadas anteriormente figuran en el Código de la Propiedad Industrial, sin perjuicio de la legislación de la Unión Europea y los convenios internacionales aplicables.

Para obtener información práctica sobre la presentación y la preparación de solicitudes de concesión o inscripción, véase el sitio web del Instituto Nacional de la Propiedad Industrial.

3 ¿Qué efectos conlleva la inscripción de los derechos reales?

Por regla general, el registro de los derechos reales sobre bienes inmuebles no tiene efectos constitutivos. Sin embargo, para otras categorías de bienes, pueden existir disposiciones especiales que contemplen excepciones.

EFECTOS DEL REGISTRO DE BIENES INMUEBLE

Los efectos del registro de derechos reales sobre bienes inmuebles figuran en los artículos 4 a 7 del Código de Registro de la Propiedad, según se indica a continuación:

«Artículo 4 (Efectos entre las partes)

1- Los actos sujetos a la obligación de registro surten efectos entre las partes o sus herederos, aun cuando no se hubiesen registrado.

2- La disposición anterior no es aplicable a actos constitutivos de hipoteca, que surten efectos entre las partes al inscribirse en el registro correspondiente».

«Artículo 5 (Eficacia frente a terceros)

1- Los actos sujetos a la obligación de registro solo surten efectos frente a terceros tras la fecha de inscripción en el registro.

2- Las disposiciones del apartado anterior no son aplicables en los siguientes casos:

a) la adquisición por usucapión de los derechos previstos en el artículo 2, apartado 1, letra a;

b) las servidumbres aparentes;

c) los actos sobre bienes indeterminados no declarados debidamente ni especificados.

3- Quien deba efectuar el registro o sus herederos no pueden hacer valer la falta de inscripción contra el interesado.

4- A efectos de la inscripción, son terceros quienes hayan adquirido de un mismo titular derechos que son incompatibles entre sí.

5- Los arrendamientos no registrados de una duración superior a seis años no pueden hacerse valer contra terceros».

«Artículo 6 (prioridad de inscripción)

1- El primer derecho registrado tiene prioridad sobre los derechos registrados posteriormente sobre un mismo bien, para lo cual se tienen en cuenta las fechas de los respectivos registros o, si se registraron en la misma fecha, el orden temporal de presentación de las solicitudes de registro correspondientes.

2 – (Revocado)

3- Los registros que adquieren carácter definitivo conservan la prioridad que tenían cuando eran provisionales.

4- En caso de rechazo de una solicitud de inscripción, la inscripción solicitada tras interponerse un recurso fundado conserva la prioridad que tenía cuando la solicitud fue rechazada».

«Artículo 7 (Presunciones derivadas de la inscripción)

La inscripción definitiva constituye una presunción de que el derecho existe y pertenece al titular registrado, en los términos precisos en que se define en la inscripción».

EFECTOS DE LA INSCRIPCIÓN EN EL REGISTRO MERCANTIL

Los efectos de la inscripción en el registro mercantil figuran en las disposiciones de los artículos 11 a 14 del Código de Registro Mercantil, según se indica a continuación:

«Artículo 11 (Presunciones derivadas de la inscripción en el registro)

La inscripción definitiva constituye una presunción de que la situación jurídica existe, en los términos precisos en que se define en la inscripción».

«Artículo 12 (Prioridad de la inscripción en el registro)

El primer acto registrado prevalece sobre los actos registrados posteriormente sobre las mismas acciones o participaciones sociales, en el orden en que se presentaron las solicitudes de registro respectivas».

«Artículo 13 (Efectos entre las partes)

1- Los actos sujetos a la obligación de registro surten efectos entre las partes o sus herederos, aun cuando no se hubiesen registrado.

2 – Constituyen excepciones a lo dispuesto en el apartado anterior los documentos constitutivos de sociedades y sus modificaciones, para los cuales son de aplicación las disposiciones del Código de Sociedades (Código das Sociedades Comerciais) y la legislación aplicable a sociedades anónimas europeas».

«Artículo 14 (Eficacia frente a terceros)

1- Los actos sujetos a la obligación de registro solo surten efectos frente a terceros tras la fecha de inscripción en el registro.

2- Los actos sujetos a la obligación de inscripción en el registro y publicación, con arreglo al artículo 70, apartado 2, solo surten efectos frente a terceros tras la fecha de publicación.

3- El representante legal del interesado que deba efectuar la inscripción en el registro o sus herederos no pueden hacer valer la falta de inscripción contra el interesado.

4- Las presentes disposiciones son aplicables, sin perjuicio de las disposiciones del Código de Sociedades y la legislación aplicable a las sociedades anónimas europeas».

EFECTOS DE LA INSCRIPCIÓN DE VALORES

Los efectos de la inscripción de valores pueden consultarse en el Código de Valores mencionado anteriormente (Código dos Valores Imobiliários) y varían en función de la categoría de valores de que se trate. La inscripción puede tener efectos constitutivos para determinadas categorías de valores (artículo 73 del Código de Valores mencionado anteriormente).

EFECTOS DE LA INSCRIPCIÓN DE LAS DEMÁS CATEGORÍAS DE BIENES MENCIONADAS MÁS ARRIBA

Los efectos del registro de armas, aeronaves, barcos, vehículos de motor y propiedad intelectual o industrial pueden consultarse en la legislación especial mencionada anteriormente para cada una de estas categorías de bienes.

4 ¿Existen normas y procedimientos especiales vigentes para la adaptación de un derecho real que corresponda a una persona en virtud del Derecho aplicable a la sucesión, en caso de que el derecho real en cuestión no se conozca en el Derecho del Estado miembro en el que se invoque?

En principio, las disposiciones aplicables a la adaptación de derechos reales adquiridos por sucesión son las del artículo 15 del Código Civil (p.ej., cuando la adaptación la efectúa un órgano jurisdiccional en un proceso judicial) y las del artículo 43-A del Código de Registro de la Propiedad (p.ej., cuando la adaptación la efectúa el secretario del registro en la escritura de inscripción).

Artículo 15 del Código Civil (Admisibilidad):

«La aplicabilidad de una ley se refiere solo a las normas que, en virtud de su contenido y función en dicha ley, forman parte del sistema de directrices al que se hace referencia en la norma de conflicto de leyes».

Artículo 43-A del Código de Registro de la Propiedad (Prueba de la ley extranjera)

«Cuando la admisibilidad de una solicitud de inscripción en un registro deba analizarse sobre la base de leyes extranjeras, el interesado deberá probar su contenido presentando la documentación apropiada».

Además de estas disposiciones legales, existen normas de interpretación desarrolladas sobre la base de la doctrina. Según estas normas doctrinales, el concepto amplio de adaptación incluye al menos dos situaciones diferentes.

La adaptación en sentido estricto, que ocurre cuando existe un problema técnico como resultado de la aplicación de dos legislaciones distintas en materia de sucesión. Por ejemplo, en el caso de un hijo adoptivo cuyos padres biológicos y adoptivos fallecen, si se aplica la legislación de un país determinado a la sucesión por fallecimiento de los padres adoptivos, y la legislación de otro país por fallecimiento de los padres biológicos, ello podría tener resultados que los sistemas jurídicos de ambos países no habían previsto (p. ej., el hijo adoptivo acaba perdiendo la condición de heredero tanto de sus padres adoptivos como de sus padres biológicos). La justicia puede solucionar este problema a través de la adaptación.

Otra situación, que no constituye una adaptación en sentido estricto sino una sustitución o transposición, es aquella en la que la doctrina consagrada en otra legislación es reemplazada por la doctrina reconocida por la legislación nacional.

El concepto de sustitución o transposición proporciona un marco más adecuado a los casos de adaptación de derechos reales, según lo dispuesto en el artículo 31 del Reglamento n.o 650/2012. Por ejemplo, la sustitución de la doctrina del «arrendamiento» (consagrada en la legislación de otro Estado, pero inexistente en la legislación portuguesa) por el derecho real de superficie (consagrado en la legislación portuguesa).

Tanto el órgano jurisdiccional, en los procedimientos judiciales, como el secretario del registro, al inscribirse el derecho, pueden sustituir o transponer derechos reales. La decisión del secretario del registro puede recurrirse ante la justicia (artículo 140 a 146 del Código de Registro de la Propiedad).

NOTA

La información contenida en esta ficha informativa no es exhaustiva ni vinculante para el punto de contacto, los órganos jurisdiccionales u otros organismos o autoridades. Aunque se actualizan con regularidad, pueden no contener todas las revisiones de la legislación, por lo que su lectura no exime de la consulta de los textos legislativos en vigor.

Última actualización: 14/10/2019

El punto de contacto correspondiente realiza el mantenimiento de la versión de esta página en la lengua nacional. El correspondiente servicio de la Comisión Europea se encarga de las traducciones. Es posible que las traducciones aun no reflejen algunos de los cambios que la autoridad nacional competente haya hecho en la versión original. Ni la RJE ni la Comisión Europea asumen ningún tipo de responsabilidad con respecto a la información o los datos contenidos o mencionados en el presente documento. Véase el aviso legal para las normas sobre derechos de autor aplicables en los Estados miembros responsables de esta página.